jueves, 10 de noviembre de 2011

22. MIRADA AL CALEIDOSCOPIO.

En estos días se ha puesto en contacto conmigo una prima de quien no sabía su existencia. Se llama Verónica Alejandra Gamboa Arvizu y es la hija menor del tío Carlos. Sólo hemos intercambiado dos correos, pero me ha permitido conocer otra perspectiva sobre mi familia que no conocía.
Cuando he comentado en este sitio sobre actos que muchos podrían interpretar como malvados, tanto los ocurridos entre miembros de mi familia, al igual que los cometidos hacia ellos por gente ajena, lo he tratado de hacer como un intento de aprender de mi parentela, o sea, conocer de quienes me precedieron, así como para comprender por qué mis primos y yo no tenemos ahora una buena comunicación y más bien poco trato.
Desde la reunión de primos el pasado mes de marzo, me ha gustado mucho la tolerancia de varios de ellos, quienes ven que lo que aquí escribo es resultado de "como me fue en la feria". A la vez, me ha preocupado recibir amenazas de algunos parientes por lo que he escrito, al tiempo que quieren ordenarme que deje de hacer este blog.
Mi familia es un sistema de mujeres y hombres con claroscuros, así como somos todos los seres humanos. Es la familia que me tocó y por eso me interesa y la quiero, aún sin conocerla bien ni toda. Es parecido a como cuando siendo niño, cada que me presentaban a un familiar de inmediato pasaba del usted al tuteo en mi forma de hablarle. Creo que a esto le llamaríamos confianza. Dicho en otras palabras, me siento confiado y seguro al hablar de mi familia, primero que nada porque es mía.
A continuación copio lo que me ha escrito la prima Verónica Alejandra, en donde me narra su versión sobre el distanciamiento de la familia Gamboa Arvizu del resto de la familia Gamboa Gamboa y sus descendientes. Es una historia fuerte, que quizá puede molestar a alguno de los otros parientes. No obstante, creo que Verónica Alejandra merece todo nuestro respeto y que es importante conocer esta otra perspectiva.
Escribe ella lo siguiente:
"mi madre... era una niña de 15 años cuando se caso con mi padre, era una niña mimada y rica que estaba acostumbrada a vivir con lujos. Y se enamoro de mi padre sin saber que sus primeras lagrimas serian derramadas por causa de su familia política.
Es toda una condesa (ya que su linaje viene de los condes del jaral), y creo que eso era lo que les molestaba tanto a los Gamboa.
Todo iba muy bien hasta que decidieron casarse y mi madre cuenta que Fernando le dijo a solas que si se queria casar con mi padre lo tendria que hacer en Yucatan, estamos hablando que mi madre tenia 14 años, cuando Fernando ya era todo un hombre. Mi abuela Juanita, al saber esto dijo que si Carlitos quería casarse con su hija lo tendría que hacer en México donde ellos radicaban. Y fue cuando la guerra se desato contra mi madre (guerra que sin tener nada en mi cabeza como menciona, no tendría que haber sido).
Cuando pedían papeles de mi padre, como actas de nacimiento y demas nunca las tenían,Rolando mencionaba que no las tenía y no tenía manera de conseguirlas. Hasta que un amigo de mi padre visito Yucatan, sacando las actas para que mi padre pudiera casarse. Y de esa manera mi padre el día de su boda solo tuvo la presencia de testigos y no familiares ya que nunca llegaron a la boda.
Meses y años despues me imagino se limaron asperesas y los Gamboa caian a la casa de vacaciones de México es decir la casa de mis padres y hermanos. Ahi se quedaban 2 meses completos sin poner un peso, y quitandole a mi padre todo lo que ganaba, ya que si tu madre llegaba con ropa de niño, le decia que esa ropa era para los hijos de Fernando que no tenian dinero y que como ella las había pagado, que se las pagara, porque ella venía con los gastos limitados. Entonces para que los compraba ya que si Fernando había tenido n hijos pues que los mantuviera Fernando.
Si mi padre trai plumas nuevas, reloj nuevo todo lo que fuera nuevo, llegaban los hermanos y hermanas y le decian que por el dinero que alguna vez le habían prestado y le bajaban literalmente lo que podían.
Creo que a cualquier persona le molestaría ese tipo de comportamiento,ya que cada vez que se iban mi padre tenia que empezar a pagar prestamos adquiridos para solventar los gastos de sus hermanitos.
Ademas que cada vez que venian maltrataban a mis hermanos, si se desaparecia un dinero decian que habia sido uno de mis hermanos , provocando que mi padre los regañara y luego salian con la excusa de "ay lo encontre". Si ellas tenian frio quitaban cobijas de las camas de los niños sin importarles que estos pasaran frio. Eran bastante conchudas y groseras con mi madre y ademas unas fodongas que no podían alzar nada de ropa.
Por otro lado la Sra. Carolina en algun momento le quiso dar un te a mi madre para que abortara a uno de mis hermanos con el pretexto de que tenia tantos hijos y que ella quería hacer un bien. Y en una ocasion puso en contra a mi padre de mi madre hasta el punto de quererse divorciar, esto no sucedio ya que como mi abuelo materno estaba muriendo mi madre no podía empezar alguna acción legal. Cuando mi madre le pidió explicación a mi abuela de su comportamiento y del daño que estaba ocasionando, mi padre estaba escondido escuchando sin que ellas supieran y fue cuando de boca de su propia madre escucho el reclamo que le hacia a mi madre de que "se lo habia robado, que le habia quitado todo el dinero que el ganaba y que ese dinero le correspondia a ella". Fue cuando mi padre le reclamo con lagrimas diciendole que si ella habia sido capaz de hacer eso, mejor se fuera. Y ahi su propia madre se quito la careta diciendo que odiaba a mi madre.
Fue cuando la relacion entre mi madre y la Sra Carolina termino y como dice en años siguientes mientras su madre vivio, mi padre la visitaba con alguno de mis hermanos solamente. A la muerte de su madre mi padre lo sintió mucho pero ya tenía su propia familia, sin embargo los abusos seguian cada mes de junio y julio por parte de sus hermanas que seguian teniendo la casa para vacacionar, hasta el punto de decirle a mi madre que ella era el hotel, y que como le hiciera ellas seguirian llegando. Sin mas mi madre dijo que ya nos las podia recibir al siguiente año y fue cuando se las empezo a sacudir. Claro que los comentarios hacia mi madre aumentaban de tono y fue cuando se convirtió en la mala del cuento y los pobres Gamboa los maltratados por como dijo la piojosa. Y la relación se fracturo y ya no se vieron por muchos años.
Años mas tarde cuando mi madre se embarazo de mi (claro muchos años después) Su señora madre con lengua viperina, comento que yo debia de haber sido un desliz de alguna de mis hermanas, fue cuando mi padre no soporto mas y rompio lazos con todos sus hermanos, y Rolando comento que no le hiciera caso, todas sus hermanas estaban chocheando."

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada